AMV Seguros: hablando de África con Eduard López

Comentarios Opiniones

Compartido

Después de 5 meses de recorrido por África atravesando: Marruecos, el Sahara Occidental, Mauritania, Senegal, Mali, Burkina Faso, Ghana, Togo, Benin, Nigeria, Camerún, Congo, Rep. Democrática del Congo (RDC), Angola, Namibia y finalmente llegando en Sudáfrica (Ciudad del Cabo), Eduard López nos ha dedicado unos momentos para contestar a unas preguntas que logran plasmar algunas de las muchas emociones vividas en África, a dos ruedas.

AMV: ¿Cómo surgió la idea de empezar esta aventura por África en moto

Eduard: Desde siempre he tenido fascinación por África y las motos. Este viaje siempre ha estado ahí, igual que el mismo continente africano. La moto significa, para mí, varias cosas: un desafío al tiempo, una forma de viajar y un deporte.

África representa el origen de la humanidad y creo que allí todavía se encuentran esos valores que hemos perdido en las sociedades más modernas. Después de finalizar este viaje, puedo constatar que así es.

La idea de Ride To Roots es la de compartir una visión real del mundo en el que vivimos, desde una perspectiva humana y natural. África es el escenario perfecto para vivir y sentir esa realidad, que se asoma a cada kilómetro.

AMV: ¿Cuáles han sido los momentos más emocionantes del viaje?

Eduard: No encuentro la manera de dividir el viaje según las emociones, el tiempo o la gente. Rememorando los días pasados en África, tampoco soy capaz de ver las fronteras. La mejor definición que he encontrado para dar una explicación a este viaje, es la de que se ha tratado de un día largo, un día de cinco meses, en el que he fluido y vivido al cien por cien. Es muy emocionante toparse con los niños, siempre sonriendo. La gente de los poblados que se encuentran en las zonas más rurales es tremendamente afable. Ellos no entienden la vida sin compartir.

Ha habido momentos, rodando con la moto, en que era tanta la belleza del entorno, que me emocionaba de forma inusual.

He encontrado a gente encantadora que me ha ayudado mucho. He podido entender las verdaderas necesidades de esos pueblos. Si no fuese por la intrusión de occidente, en muchos casos, esas necesidades estarían solventadas.

Emociona la dureza de la vida en África. Es el espejo que debemos mirar para darnos cuenta de que es, en realidad, la vida. Eso es algo que se te va metiendo dentro, mientras avanzas por ese magnífico continente.

En Brazzaville, la capital de de la República del Congo, ocurrió algo muy grave. Estallaron unos depósitos de armas localizados en la misma capital. La potencia de las explosiones arrasó un barrio entero. Cientos de personas perdieron la vida. Otros muchos quedaron mal heridos. La población tardó algunas horas en conocer el origen de las explosiones. Muchos temían una revuelta, una guerra. Luego resultó que fue un “accidente”. Que un gobierno tenga depósitos de armas cerca de una zona poblada nunca será un accidente. Es un crimen. Un crimen que no ha denunciado nadie en el país por miedo a las represalias, ni tampoco la comunidad internacional. Me emocionó ver a gente que había perdido su casa y a algún familiar, y que, aun así, al día siguiente, caminaba hacia su lugar de trabajo. Podía ver el sufrimiento en sus ojos. Esclavos de un sistema cruel en el que lo importante no son las personas.

AMV: ¿Y los momentos más duros?

Eduard: He disfrutado de cada segundo durante todo el viaje. En todos los lugares por donde he pasado me he encontrado muy bien. En ningún momento he sentido añoranza por algo. Eso tiene una explicación. La naturaleza es una energía que nos une a todos y hace que las distancias y el tiempo no existan. Estamos conectados y eso, en África, es mucho más fácil de percibir y de entender.

Sin duda, lo más duro es vivir una injusticia como las explosiones en Brazzaville e intentar entender el porqué. Yo no fui más que un triste espectador.

AMV: ¿Si tuvieras que utilizar un adjetivo para describir tu experiencia cual sería?

Eduard: Una experiencia de vida. No deberíamos de convertir, por ejemplo, un viaje, en algo extraordinario. Cada día es especial, estemos dónde estemos. Tenemos la capacidad de amplificar nuestros sentidos, aunque a veces perdemos esa perspectiva, ya que estamos sujetos a un sinfín de compromisos en nuestra alocada vida “moderna”. En África uno puede volver a reencontrarse con aquello realmente importante. La realidad sin superficialidades. Es importante quedarnos con las cosas buenas que haya podido aportar el desarrollo, pero a la vez, también lo es eliminar todo aquello que es aparente y que solamente nos proporciona distracciones absurdas. Cuando tomamos conciencia de nuestro sitio en el mundo, tenemos tendencia a liberarnos de todo aquello que no representa los valores más fundamentales. Es así, con la concienciación colectiva, como llegaremos a esa regresión hacia la realidad.

AMV: Si alguien quisiera llevar a cabo un reto similar ¿qué consejos le darías?

Eduard: Primero le diría que no lo afronte como un reto. Fluir y viajar por tierras desconocidas es algo natural. Todos tenemos la capacidad de hacerlo y existen muchas formas para llevarlo a cabo. La supresión del tiempo y la confianza en nuestra naturaleza, son dos ingredientes indispensables para que nuestros pasos nos dirijan hacia la realidad.

Hay que hacer siempre un esfuerzo para entender las situaciones en las que nos vemos envueltos. Detrás de cada acción que realiza un humano, hay una explicación. Si somos capaces de establecer una conexión con las personas que nos encontramos, lograremos que las relaciones sean siempre positivas.
Muchas gracias por todo.
Un abrazo,
Eduard
Ridetoroots.com

Compartido

3 Responses to AMV Seguros: hablando de África con Eduard López

  1. […] motorista y promotor del proyecto solidario Ride to Roots compartirá las experiencias vividas durante su travesía por África, un viaje en moto que ha relatado en la newsletter oficial del blog de BMW Mortorrad y ha contado […]

  2. […] de Formigal (Huesca). En el evento, contará a los asistentes las experiencias vividas durante su viaje en moto a África. La charla se celebrará el sábado 8 de septiembre de 16:30 a […]

  3. […] 5 meses, recorrió el continente africano: Marruecos, el Sahara Occidental, Mauritania, Senegal, Mali, Burkina Faso, Ghana, Togo, Benin, […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blog de motos y quad

Suscríbete al blog

y recibe en tu email nuestros post más destacados

Categorías moto

Sobre AMV